Despenalización del aborto, improcedente

Por Juan Carlos Medrano

La reforma al Código Penal que despenaliza el aborto, es un aborto jurídico, pues a todas luces es improcedente y nula. El artículo 12 de la Constitución Política del estado de Oaxaca, es muy claro, la Carta Magna local es la Ley superior, afirmó el doctor en Derecho y Constitucionalista, Arturo David Vásquez Urdiales.

Entrevistado sobre las reformas a los artículos 312, 313, 315, y las fracciones II, III, IV, y la adición a la fracción V al artículo 316 del Código Penal para el estado Libre y Soberano de Oaxaca, el especialista puntualizó que no puede existir una norma menor que dependiendo del análisis constitucional contrarié bajo ningún punto de vista, ninguna de las disposiciones de la Constitución federal y de la Constitución local.

Consideró que el Gobernador debería vetarla, ya que por mandato de la Constitución no puede promulgar leyes eminentemente inconstitucionales.

En este sentido, citó el artículo el articulo 12 fracción sexta: “En el Estado de Oaxaca se protege y garantiza el derecho a la vida. Todo ser humano desde el momento de la fecundación entra bajo la protección de la ley y se le reputa como nacido para todos los efectos legales hasta su muerte natural”.

Al respecto, afirmó, la reforma al Código Penal en materia de aborto resulta eminentemente inconstitucional en razón que el aborto “mata” al ser humano protegido por la constitución local de conformidad con el articulo 12, siendo inconcebible que por un lado el mencionado artículo otorgue la protección a la vida y la otra parte –el Código Penal– permita el aborto como sea con 12 semanas o sin ellas.

Esta incongruencia, dijo, da como resultado la inconstitucionalidad de la reforma recientemente aprobada.

Meditó que dada la premura de la reforma, no se analizó el contenido del artículo 12 y no solamente en su párrafo sexto sino en su párrafo quinto: “En el ámbito territorial del estado libre y soberano de Oaxaca toda persona tiene derecho a la protección de la salud, esto implicará la participación de todos los órganos del poder público para que en la medida de sus competencias hagan funcional este derecho fundamental, la ley definirá las bases y modalidades para el acceso a los servicios de salud”.

Como puede verse el Código Penal tampoco está armonizado con la Constitución, si toda persona tiene derecho a la protección de la salud y el estado de Oaxaca protege y garantiza el derecho a la vida y todo ser humano desde el momento de la fecundación entra bajo la protección de la ley y se le reputa como nacido para todos los efectos legales hasta su muerte natural, en consecuencia interrumpir por aborto su derecho a nacer resulta además de inconstitucional un homicidio, bajo el esquema constitucional que se analiza, explicó.

Añadió que también se olvidó la reforma de consultar a la sociedad, consulta que debió realizarse de conformidad con la misma Constitucional federal y local, ya que no pueden existir hoy en día reformas de trascendencia colectiva sin la consulta social.

Abundó que “quien va a practicar los abortos, no los van a practicar con un alambre”, lo debe practicar un médico y antes de la reforma a modo, a “contemplillas” o a caprichos, se debió consultar al Honorable Cuerpo Médico primero para para saber si dentro de su concepción médica, sus juramentos y sus normas éticas, ellos están dispuestos en una forma obligatoria por la ley a interrumpir el embarazo.

Vásquez Urdiales señaló que no tienen los Servicios de Salud de Oaxaca (SSO), como se ha dicho ampliamente, ninguna capacidad económica para atender la salud de los ya nacidos, o los por nacer, “ya que cuantas veces hemos conocido casos de parturientas que alumbran en los pasillos o en las banquetas que dan acceso a los Centros de Salud, y si el estado no tiene capacidad de a darles atención ni a sus propios ciudadanos o parturientas, menos tendrá capacidad para atender asuntos de estética moral”.

Manifestó que siendo el estado de Oaxaca eminentemente pluri étnico, tampoco se realizó una consulta a los pueblos y comunidades indígenas, “se debe conocer en la materia cuál es la percepción e idea, el me doy cuenta de nuestros pueblos, en esta materia y en casi todas.

Por consiguiente, volvió a ignorar nuevamente una y otra vez a los pueblos originarios, dando por sentado que todas las mujeres que irán a abortar bajo esas premisas son europeas descendientes en un estado eminentemente con población indígena, siendo de nueva la reforma constitucional por la falta de consulta en materia indígena, criticó.
Por todo ello, sin entrar en tratados internacionales, también resulta inconstitucional.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: