La Biblia dice en Génesis 9:18-21

Y los hijos de Noé que salieron del arca fueron Sem, Cam y Jafet; y Cam es el padre de Canaán. 19 Estos tres son los hijos de Noé, y de ellos fue llena toda la tierra. 20 Después comenzó Noé a labrar la tierra, y plantó una viña; 21 y bebió del vino, y se embriagó, y estaba descubierto en medio de su tienda.

Introducción

Una de las grandes cualidades de la Biblia es que sus personajes los presenta siempre en su exacta dimensión. Detalla sus virtudes y las reconoce, pero también advierte de sus equivocaciones y apunta sus fracasos. No oculta ni esconde nada de grandes santos y varones justos.

En el caso particular de Noé después de reconocer su vida piadosa que lo llevó a enfrentarse a toda una generación corrompida y malvada que fue destruida por su maldad sin límites, nos dice que ese hombre de familia incurrió en una grave falta al embriagarse y totalmente beodo quedó desnundo en su tienda.

Llegamos así a uno de los temas y debilidades humanas más antiguas: el alcohol que nos lleva a la embriaguez, causante de grandes males en la vida de las personas que se dejan dominar por el licor. La Biblia nos dice que el vino es un producto tan antiguo como el mismo hombre.

Todos sabemos que las bebidas espirituosas provocan adicciones de graves repercusiones en la vida de las personas y esta parte de la historia de Noé nos deja constancia de esta verdad dolorosa. Lo que nos asombra es que un justo de este tamaño o esta dimensión espiritaul cayera en esta clase de iniquidad.

Antes de entrar al pasaje que registró el libro de Génesis debemos hacer algunas consideraciones generales sobre lo que sucedió en el arca durante casi un año que la familia de Noé estuvo metida en ese lugar. No hay que perder de vista que tuvieron que subisistir con alimentos que pudieran conservarse por sí mismos, es decir a temperatura normal.

Y también debemos tener presente que después del diluvio muchos cultivos y frutos quedaron completamente afectados o de plano se perdieron y uno de ellos es exactamente la uva. Un viñedo requiere de muchos cuidados y un clima propicio que permita su correcto desarrollo.

Aquí las preguntas que uno se hace es ¿cómo fue que Noé descubrió que de la uva se podía producir vino? ¿Cómo supo del proceso de fermentación de ese fruto?

No debemos perder nunca de vista que Noé era un hombre muy inteligente. Su nombre significa consuelo o descanso que su padre le puso porque antes que naciera Dios le reveló la transcendencia de la vida de este hombre ya que gracias a su ingenio los hombres dejaron de trabajar de manera directa con las manos la tierra. Él inventó herramientas agrícolas.

Además la edificación del arca implicaban ciertas habilidades desde la selección de madera hasta las herramientas para empotrar las partes de la embarcación, todo ello requería de una mente muy inteligente y Noé poseía esa clase de entedimiento que hizo posible esa obra de ingeniería y arquitectura.

El diluvio: Una dolorosa solución ante la maldad humana
Una borrachera de consecuencias fatales
A. Que se preparó con tiempo
B. Que se ejecutó por placer

Noé se emborrachó. Lo inquietante de esta verdad es que salió del arca comenzó a labrar la tierra y luego plantó una viña. Es decir al mismo tiempo que inició sus labores agrícolas instaló un viñedo.

A. Que se preparó con tiempo

Es un hecho que Noé sabía perfectamente que estaba plantando. No estaba experimentando. El mundo estaba comenzando de cero de nueva cuenta, pero él venía de la generación anterior en la que probablemente había ya viñedos y aunque no los hubiera habido, la plantación de uvas fue un acto con conocimiento de causa.

Aventuro una hipótesis muy personal: en el arca posiblemente Noé llevó consigó uvas que con el tiempo se convirtieron en pasas y en ese proceso entre uvas y pasas descubrió la fermentación de la vid y supo que de allí se podría producir una bebida que podría ser deleitosa al paladar.

El hecho de que el libro de Génesis diga que comenzó a labrar la tierra y luego plantó una viña habla de una intención muy clara y sobre todo de algo que se había preparado con antelación. Plantar una viña tenía con toda claridad la intención de producir vino. No fue una decisión accidental ni casual.

Eso nos conduce a una verdad espiritual relacionada con la maldad de los hombres: antes de que el mal se materialice en la vida de las persona, surge en su mente. Casi siempre se piensa antes de ejecutarse. En el derecho penal se castiga esta actitud con la frase: con premeditación, alevosía y ventaja.

Y Noé actuó así. Sabía lo que estaba haciendo y por qué lo estaba haciendo. El mal no nace por generación espontánea. Nace de un pensamiento que se incrusta en nuestra mente, baja al corazón y se materializa con nuestros hechos.

B. Que se ejecuto por placer

Aquí no encontramos la frase “plantó una viña y comió de sus uvas”, sino la frase es “plantó una viña y bebió del vino”. Eso quiere decir que Noé plantó la viña para obtener vino no uvas. Él sabía perfectamente el placer que trae consigo beber el fruto de la vid. No estaba ensayando. Estaba haciendo lo que había pensado que sucedería.

Beber vivno no está mal. Es un bebida digestiva y placentera. El mal está en embriagarse porque una de las consecuencias de emborracharse es que el alcohol domina todos los sentidos de la persona y queda bajo el control de ese tipo de bebidas y pierde el juico que debe tener.

Esta verdad queda de manifiesto con la narración que hace el Génesis de lo que le sucedió a Noé luego de que tomó o se embriagó: “estaba descubierto (desnudo) en su tienda”. Este hombre quedó tan borracho que no se percató que estaba desnundo en la tienda que le servía de hogar, casa o recámara.

El mal que enfrentó este hombre finalmente lo tocó y se embriagó y luego quedó desnundo en su tienda, lo que dio pasó a un mal todavía más grave como veremos en nuestro siguiente estudio.

Porfirio Flores
Indígena zapoteco de la sierra norte de Oaxaca, México. Sirvo a Cristo en la ciudad de Oaxaca junto con mi familia. Estoy seguro que la única transformación posible es la que nace de los corazones que son tocados por Dios a través de su palabra.

Deja tu comentario